El nuevo aullido, Escuadrón Mutante:
La ruptura de la ruptura

Tamatz Juanes

 


 

Tamatz Juanes

¿Qué es el Escuadrón Mutante?

Se funda como una  necesidad expresiva de una tribu conformada básicamente por gente de diferentes disciplinas artísticas como la música, el performance (arte de acción), el video, la animación digital, el cómic, la pintura y la instalación que decidieron unir fuerzas lúdicamente en  el encuentro de un arte total del siglo XXI. Un arte que transformara el espacio, que intensificara el tiempo, que transmutara la materia fecal en oro, en el sentido alquímico.

Que posea la esencia de las fuerzas naturales, de las fuentes primigenias, y que tenga la sensibilidad y la estética de un futuro remoto apocalíptico.

Que utilice el reciclaje y la electrónica, los materiales plásticos, no por esto olvidando la función del cuerpo humano, sus pulsaciones, sus instintos, sus deseos, sus apetitos…

Trabajamos en un continuo fluir de ideas y personajes diversos que a veces concilian y a veces chocan como rayos enfurecidos.

El nuestro es un movimiento artístico en toda la extensión como  el Dada, el Futurismo, el Surrealismo, el Pánico, los Beats, los escritores Ciberpunk, la Fura dels bauls, la Danza butoh…es una continuación: algo viene surgiendo del subterráneo  que pronto se irá expandiendo como un estallido de luces pirotécnicas.

Un virus de contracultura que difícilmente podrá erradicarse.

Creemos  ser una alternativa frente a la adormidera y el embrutecimiento promovido por los medios de comunicación masiva y los productos puramente comerciales, en este sentido hemos aprendido a resistir como viejos boxeadores para poder seguir siendo independientes.

Escuadrón Mutante es una continuación de un proyecto anterior, de performance,  llamado los Invasores, que durante varios años de subirse al ruedo en  los principales foros del Distrito Federal  y diversos estados del interior de la república, nos ayudó a acumular experiencias que nos han servido en mucho para nuestro actual trabajo. Y debo decirlo, es diferente al que realizábamos en los Invasores. Ahora tenemos más claro lo que buscamos.

¿En qué consistían los actos de invasores?

Se utilizaban muchos elementos plásticos y sexuales, pirotecnia, fuego, líquidos, carne, animales vivos o muertos, sangre, huesos, máscaras y trajes de látex y poliuretano…Música de rock pesado o ruidos de sintetizadores.
La dinámica de uno de esos actos era similar al de la lucha libre.
La parte fisicalista, donde la anatomía humana intervenía en su máxima expresión,  fue un elemento fundamental.
Llegamos a descolgar a rapel, desde alturas considerables como una cúpula de una iglesia colonial o un octavo piso, a personajes.
Romper televisiones, muebles y guitarras eléctricas, darse un baño en una tina de sangre y vísceras, rellenarse de pintura y lanzarse sobre el espectador, era parte del numerito.
Usábamos el reciclaje a falta de recursos, muchas de nuestras obras las sacamos de la basura.
La gente gritaba como en una arena. Llegamos a actuar frente a bastante raza.

¿Quiénes fueron mis maestros?

Mis mentores humanos, aunque suena medio grosera la palabra, fueron varios, entre ellos mi padre, Jorge Juanes, filósofo y crítico de arte con el que mantenga un vivo intercambio de ideas. Mi madre, Farahilda, coreógrafa, que me enseñó la entraña del escenario; el artista multimedia Marcel- li Antunez, conocido como el moderno Frankenstein y fundador de la Fura del Baus, quien con su amistad y enseñanzas encaminó mis búsquedas artísticas (de cierta manera soy un embrión de la Fura dels Baus). Vicente y Mariana Razo, que en su momento me iniciaron en el mundo de las vanguardias y de lo que sucedía en el orbe en materia de música, artes plásticas, cómics grafitti  y varios etc., y me introdujeron al mundo de los artistas jóvenes del DF. Manuel Mutis, borracho y loco artista milusos de la colonia Roma, con el que fundé Invasores. Marcos Kurticks, quien sutilmente me atrapó con su vara para que virara hacia el arte de acción… ciertos chamanes indígenas que me he topado en el camino. Roció Boliver; “La Congelada de Uva”; Mago Melchor; Telenoid…considero a mis compañeros de grupo mis actuales mentores. Yo estudié antropología, aunque nunca he ejercido.

Hemos realizado los siguientes cortometrajes:
Silikon Klan: animación que trata sobre la vida virtual y la posibilidad de vaciar nuestra conciencia en una máquina para que navegue eternamente por la red, constantemente mutando y así encontrar la inmortalidad.
Está publicada en el último número de la revista de video Glicerina, que recopila Toño Arango.
Infrahumano: vagando en el inframundo y en los sueños existen viejos dioses ávidos de ceremonia que quieren volver a la luz, mientras los jóvenes son tratados como cucarachas. Aquí chambeamos con chavos banda de las entrañas mismas de Ecatepec a los que encueramos y  pintamos encima. El resultado fue muy curioso porque algunos  y algunas se entusiasmaron y le entraron con ánimo, pero  los más pesados se chivearon.
También colaboró el reconocido fotógrafo Oscar Guzmán, ganador de diversos premios internacionales y buen amigo  y maestro mío, y las locaciones fueron en el faro de Oriente.
Diablo del sol: es una crítica a las imposiciones religiosas y sociales,  muchas de ellas mentirosas y que sólo obedecen a situaciones de poder.
Di no a las actitudes borregas: la realicé en su mayor parte en animación 3d Bryce y Poser y utilicé detalles de After Effects y Adobe Premiere, y Telenoid le metió la música con su sintetizador.
El espejo morfonebular,  gira sobre el espejo y las diferentes posibilidades del reflejo.

Actualmente realizamos unos experimentos de video con la compañía chileno-mexicana de Ankoku Butoh y estamos por sacar a la venta este material en un DVD con un fanzine incluido que pueden adquirir en www.geocities.com/escuadronmutante
Ésta es nuestra página web, visítenla, ahí encontrarán todo lo nuevo que estamos tramando, y tenemos obra en línea. Fotografías, cómic, gráfica, videos, animación flash, noticias, eventos y etc.
Pueden escribirnos a escuadronmutante@yahoo.com. Con gusto nos pondremos en contacto.

¿Qué reacciones buscamos en la gente?

Recuperar el sentido ceremonial, ritual, volverlos a poner en contacto  con los elementos que la sociedad les ha arrebatado y que tuvieron de niños.
Exorcizar un tanto los demonios sociales que nos oprimen y nos hacen funcionar de una manera supuestamente cuerda, y mandarlos a volar… Nos hemos dado cuenta que mucha gente está muy trabada de complejos y que el acto  de integrarlos, de hacerlos interactuar, rompe de alguna manera ciertas barreras y la gente se desfoga y comienza a participar activa y festivamente del acto. Algunos  han  llegado a enfurecerse, pero es parte del show.
Algo de lo que me llevó a hacer esto fue el preguntarme si esa cotidianidad gris, mecánica con la que suele desarrollarse la existencia, podía romperse. Llegué a observar que se dan en la calle más actos inusitados de los aparentes, y de que la realidad es mágica.

¿Qué opinan los pintores de nuestros espectáculos?

Es curioso (salvo honrosas excepciones), no entienden y hasta rechazan con ahínco todo lo que tenga que ver con computadoras o performance, parecen arrinconarse en su esquina como ratones para decir babosada y media al respecto, con criterios muchas veces basados en la ignorancia.
Yo le diría a Cuevas, por ejemplo, que en vez de estar balbuceando chocheces sobre las artes digitales y el performance, se pusiera hacer algo innovador porque vive del mito del mural efímero que hizo en los sesentas.

Nosotros somos la ruptura de la ruptura, tenlo claro José Luis.

¿Es cierto que para la mayoría, la gente de la calle, pasa desapercibido esto del arte alternativo?

Esto de que las artes alternativas pasan desapercibidas para la mayor parte de la gente, es real hasta cierto punto (la televisión siempre esta ahí chingando, en horario estelar).
Una vez salí completamente teñido de rojo, porque no me pude quitar el tinte que había usado de un acto que realice en X_ Teresa, y en medio de la noche me subí al metro, la gente que me veía ( y esto es verdad)  me preguntaba intrigada:
¿Oiga joven, viene usted  de hacer un performance?
Si señor, vengo de un performance
Me pasó que en el trayecto unas cinco personas del pueblo me hicieran la misma pregunta; es decir, aunque no tengan relación directa con las artes alternativas, las personas ya tienen una referencia de lo que es, por ejemplo, un performance, aunque sea de oídas.
Ya es común en varios grupos sociales que cuando alguien se pone pedo y hace su desmadre digan: “ese guey hizo su performance”.
Por otro lado El DVD, el CD son elementos muy manipulables, fáciles de enviar, distribuir y reproducir. La gente tiene una penetración visual constante y no se diga
navegar en internet, donde encuentras de todo.
El mundo está sobre informado. Se recibe demasiado por segundo y esto hace  que  llegue todo tipo de información.
Creo que una buena parte de la juventud ha encontrado por la vía de la tecnología un acercamiento a lo espiritual.

¿Qué me atrae?

La fascinación por lo grotesco, por todo aquello que se sale del canon y que en su diferencia radica su belleza.

¿Cuáles son los problemas que veo para que se desarrollen las artes alternativas en el país?

El problema en  México es complejo. Primero, en Europa y EUA existe una especie de tradición vena en donde los artistas son rebeldes  al sistema (de a de veras, no como los de la telenoverla). En México, desde el muralismo, el artista y el estado han vivido en una especie de amasio, existen muchos artistas que sólo esperan vivir de la beca del Fonca y es su única motivación para hacer algo, esto hace que no exista mucho atrevimiento en las propuestas y que siempre se tenga que guardar la distancia, para no quedar mal frente al sistema todo poderoso que todo da y quita. Segundo, los mismos artistas alternativos, en su mayoría gente muy estirada y blandengue, se han amafiado para crear filtros y ponerle el pie a sus propios compañeros, como si no cupieran las propuestas de todos. Hay una actitud muy poco solidaria en el gremio.
Otra cosa que resulta muy triste es que el debate artístico es nulo y siempre es la actitud de la adulación mutua, sin crítica constructiva y cuando se ataca se golpea por medio de chismes de vecindad y por medios muy, muy bajos. Prefiero omitir nombres, pero varias personitas me vinieron a  la mente…
Lo positivo es que, sobre todo, entre tribus jóvenes hay avidez e incluso entusiasmo por conocer  este tipo de propuestas más refrescantes, porque ya están hartos de lo que les ofrecen los medios que es nada o, si acaso, amenazas de que los van a meter en prisión.

¿Qué proyectos tenemos ahora en mente?

Recientemente participamos en el festival de performance de Casa Talavera, con  una muy buena respuesta del público.
Tenemos un proyecto de fusión con Elizabeth, Iko Lee, Alejandro, Oscar Ojeda que son la compañía  chileno mexicana de Ankoku Butoh y hemos realizados una serie de experimentos de acciones para video que han resultado. Telenoid les está maquilando la música para sus espectáculos inspirado en las imágenes y movimientos. Carlos Alcántara está haciendo maquillajes e instalación y yo los videos y en breve esperamos abrir un foro para funciones especiales iniciáticas, ya tenemos el espacio, es frente al teatro Metropolitan.
A su debido tiempo daremos fechas y hora de nuestras funciones, pero podrán enterarse si visitan la página web.
Nos encantaría, por ejemplo, que nos invitaran a Oaxaca a tener un encuentro con la comunidad cultural de ahí, solemos adaptar nuestras obras al entorno que visitamos.

¿Cómo vemos el presente?

El destino nos alcanzó, vivimos en un mundo que por primera vez es uno y todas las culturas se influyen de manera promiscua, interactuamos con robots cada vez más perfectos, con niños de probeta, con transexuales, con clones, con seres genéticamente alterados que pueden tener una mezcla de células de varios animales o vegetales (frutas híbridas como el kiwi y la tangerina, peces artificiales como el pez perico, cerdos que tiene células humanas, etc), con vida virtual tamagochi, con personas con implantes biomecánicos que de pronto superan la ingeniería del cuerpo humano…Es la era del poshumano. Una evolución natural.
Lo que me da curiosidad y emoción de esto es el papel que jugará la humanidad, tendrá que demostrar ser de nuevo  más fuerte e inteligente, como cuando salió de las cavernas para imponerse a los animales.
Ahora tendrá que demostrarle su hegemonía  a la máquina, su criatura, para poder supervivir como especie.

El arte de resistencia debe de continuar, su grito es más explosivo (y necesario) hoy más que nunca, como alternativa a la violencia, la corrupción y la estupidez.

 

 

Ciclo Literario.

El URL de este documento es http://www.cicloliterario.com/ciclo42noviembre2005/elnuevoaullido.html